A pesar de sus críticas al “Acuerdo por la Paz Social y la Nueva Constitución”, firmado por diversos partidos políticos, han declarado que la opción Apruebo abre la posibilidad de dejar atrás la ilegítima Constitución pinochetista de Jaime Guzmán y comenzar a romper con el modelo neoliberal y extractivista.

El Movimiento por el Agua y Los Territorios (MAT) es una de las agrupaciones de organizaciones sociales más diversas y representativas en Chile, con cientos de colectivos que son parte de una lucha común, pero mantienen sus diversidades y sus autonomías. Y si bien han sido muy críticos del “Acuerdo por la Paz Social y la Nueva Constitución”, firmado por diversos partidos políticos el 15 de noviembre de 2019, han acordado llamar a votar por la opción APRUEBO + Convención Constitucional en el plebiscito del 25 de octubre.

«(El acuerdo) es absolutamente insuficiente para construir la Asamblea Constituyente Plurinacional y Feminista que los pueblos han demandado y construido hace años, sin embargo consideramos que es un camino que abre la posibilidad de dejar atrás la ilegítima Constitución pinochetista de Jaime Guzmán, y por ende, también está la posibilidad de comenzar a romper con el modelo neoliberal y extractivista impuesto por la elite político empresarial durante los últimos 40 años.»

Declaración del MAT frente al Acuerdo por la Paz Social y la Nueva Constitución”, firmado por diversos partidos políticos el 15 de noviembre de 2019.

Declaración completa del Movimiento por el Agua y Los Territorios

Ante el próximo plebiscito, desde la diversidad que caracteriza al Movimiento por el Agua y los Territorios declaramos frente al actual proceso constituyente lo siguiente:

1. Con respeto a las autonomías territoriales, organizacionales e individuales y haciendo un gran esfuerzo de unidad, pese al blindaje al modelo de explotación en el que se enmarca el proyecto por una nueva Constitución, nos hacemos parte del llamado a votar Apruebo a través del órgano Convención Constitucional en el plebiscito del 25 de octubre.

2. El “Acuerdo por la Paz Social y la Nueva Constitución”, firmado por diversos partidos políticos el 15 de noviembre del 2019, fue una respuesta institucional tardía y que blindó de impunidad a las violaciones a los Derechos Humanos en manos de Carabineros y las Fuerzas Armadas y de Orden contra cientos de personas que fueron fuertemente reprimidas, torturadas y asesinadas en las numerosas protestas por la dignidad y que aún buscan justicia y reparación.

Esta salida institucional que buscó la institucionalidad política es absolutamente insuficiente para construir la Asamblea Constituyente Plurinacional y Feminista que los pueblos han demandado y construido hace años, sin embargo consideramos que es un camino que abre la posibilidad de dejar atrás la ilegítima Constitución pinochetista de Jaime Guzmán, y por ende, también está la posibilidad de comenzar a romper con el modelo neoliberal y extractivista impuesto por la elite político empresarial durante los últimos 40 años.

3. El actual escenario histórico y político abierto por la movilización y lucha social y popular, nos abre la posibilidad de soñar en una nueva Carta Fundamental los principios democráticos, durante décadas taponeados por una minoría que solo ha pensado en sus mezquinos intereses privados, así como de incorporar nuestras propuestas específicas como defensores y defensoras del agua y los territorios.

4. Desde las organizaciones y territorios que conforman el MAT sabemos que el proceso constituyente rebalsa la escuálida salida dada por la élite dominante. Hemos sido parte de este proceso que comenzó hace años y que ha estado en los cabildos que hemos venido impulsando, en las protestas y asambleas, en cada grito de rebelión y olla común, en cada cicletada y encuentro abierto. Era una gota que caía en suelo ya mojado por la lluvia. Mucho antes de que nos diéramos cuenta, el río ya iba con agua cantando sobre las piedras.

5. El agua y la naturaleza deben ser reconocidas como sujetas de derecho; el acceso al agua es un derecho humano y en sí mismo un bien común inapropiable que debe ser gestionado de forma comunitaria. Este ha sido el eje central de nuestras demandas: derogar el Código de Aguas; y que todos los cuerpos de este elemento vital sean protegidos para el bien común y desde una perspectiva de derechos con prioridad para su uso por los ecosistemas y el consumo humano, y con carácter plurinacional y con garantías para su uso ancestral y dimensión espiritual.

6. Proponemos el fomento de la agroecología y las economías territoriales para garantizar la soberanía alimentaria y la autodeterminación de los pueblos. Estos principios han sido incluidos en el Decálogo por los derechos de las aguas y su gestión comunitaria, y se suman de modo más amplio a la creación de un estado Plurinacional, el rechazo a los Tratados de Libre Comercio (TLC) y la moratoria a los cultivos transgénicos. Para el nuevo país que soñamos debemos necesariamente y de forma urgente restaurar los ecosistemas dañados con justicia y reparación con otra perspectiva para cambiar la matriz energética y productiva.

7. Como Movimiento por el Agua y los Territorios nos consideramos un gran río que aúna a cientos de organizaciones que son parte de una lucha común, pero mantienen sus diversidades y sus autonomías. No somos monocultivo ni pretendemos serlo y, muy por el contrario, queremos ser bosques multicolores, ecosistemas diversos, pintando lienzos hermosos y bellos, un horizonte abierto con luna llena, el mar acompañado con el lucero del atardecer guiando a las aves que trinan en la madrugada de este nuevo país e imaginando el nuevo día que está por comenzar.

¡Votamos APRUEBO + CC por Agua para los Pueblos y los Ecosistemas!

¡Votamos APRUEBO + CC, con la convicción de lograr una verdadera Asamblea Constituyente!

Movimiento por el Agua y los Territorios Zonal Centro (MAT ZC), Red de Acción en Plaguicidas, RAP-Chile, Comité Socioambiental de la Coordinadora Nacional de Inmigrantes de Chile, Coordinadora por la Defensa Río Loa y la Madre Tierra, Coordinadora Ambiental Valles en Movimiento, Agrupación de pequeños regantes y no regantes del río Mostazal, Escuela Agroecología Germinar de Petorca, Putaendo Resiste, Colectivo TRAFUL de Quillota, Cultivarte Planta Salud, Parque Gómez Carreño, Ecoagrupación estero Cabritería de Valparaíso, Red Parque Cabritería, Organización Ojos de MAR, Junta de Vecinos San Pedro, Centro Ecológico Churque Lo Barnechea, República Circular de la Asamblea Autoconvocada del barrio república, Consciencia Panul, Movimiento Junto por el Agua de San Pedro de Melipilla, La Huella Culiprán de Melipilla, La Voz de Paine, Comité Ambiental Comunal de Paine, Unión Comunal TENOMUKUNA O’Higgins, Asociación Regional Ambiental de O’Higgins, ARAO, Centro de Acción para la Cultura y el Medio Ambiente de la Comuna de San Fernando, Unidos por Pichidegua (UPP), Red en Defensa de los Territorios Araucanía, MAT Maule, Comité Bulnes sin Termoeléctrica, Asamblea Ambiental Osorno, MAT Magallanes, ALAMES Patagonia sur, Colectivo CEPA, Colectivo Viento Sur, ONG Yanapanaku, Colectivo La Guiña, Colectivo Geo Educa, Colectivo Catemu en movimiento, Observatorio Latinoamericano de Conflictos Ambientales (OLCA), Federación Nacional de Agua Potable Rural

MOVIMIENTO POR EL AGUA Y LOS TERRITORIOS (Zonal Centro)

El Soberano

La plataforma de los movimientos y organizaciones ciudadanas de Chile.

Deja un comentario

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.